Recientemente, la cantante pop Selena Gómez habló sobre su fe cristiana, al declarar abiertamente: “Soy una hija de Dios”. Esto ocurrió en una conferencia realizada en una de las iglesias Hillsong de Estados Unidos. Desde hace un tiempo, se ha visto a la artista asistiendo a los servicios de esta congregación, la misma que sigue su novio, el también cantante Justin Bieber.

“Sentirás que los gritos de miles de personas, mientras estás en el escenario, serán lo que te salvarán, pero no es así”, comentó la famosa de origen latino, a lo que agregó: “Estaba deprimida, ansiosa. Empecé a tener ataques de pánico justo antes de subir al escenario o después de salir”. Gómez, quien enfrenta una lucha contra el lupus, confesó que fue en su cumpleaños número 23 que decidió entregar su vida a Cristo.

Según explicó, tuvo una experiencia con el Espíritu Santo en la que este le dijo: “¡Selena, eres suficiente! No porque hayas intentado mucho, no porque hayas amado mucho o puesto tu mejor cara. No porque te hayan dado una plataforma grande o porque otros te lo hayan dicho. Eres suficiente porque eres una hija de Dios. Eres suficiente porque su gracia te ha salvado y cubierto”.

Además, Gómez dijo que el Espíritu Santo le recordó que todo lo que ella haga, fluirá de esa verdad. “Lo que des a los demás, siempre será un desbordamiento de lo que Él te ha dado. Selena, no tienes que esforzarte tanto. Puedes descansar”.

Sobre esta confesión, la editora del portal ChristianHeadlines.com, Veronica Neffinger, comentó: “¡Qué testimonio tan inspirador! Oramos para que Selena Gómez continúe caminando con Dios y comparta su fe”.

Mientras esperamos que la artista fije sus pasos en el autor y consumador de la fe, los dejamos con una canción que ella le compuso hace unos años a Dios: “Nobody”.

Anuncios